El rascado de las uñas en el gato está asociado al acondicionamiento de las uñas, estiramiento después de dormir, marcaje del territorio o busqueda de atención por parte del cuidador del gato.

Feliway en spray puede ayudar a tu gato a adpatarse a su nuevo rascador

El rascado inadecuado en gatos que viven solos puede ser debido al estrés o por una mala adaptación al rascador que le hemos proporcionado al gato. En casas donde conviven más de un gato, el rascado inadecuado puede estar relacionado con el conflicto social entre ellos.

¿Dónde debemos colocar el rascador?

Cuando acabamos de adoptar un gatito, una de las cosas que primero compramos es un rascador, pero casi siempre pasa que el gato no lo utiliza y acaba arañando el sofá. Para que esto no pase, hemos de saber qué tipo de rascador comprar y no menos importante donde colocarlo. El rascador ha de colocarse donde el gato pase más tiempo descansando ya que cuando el gato despierta de su siesta lo primero que hace es estirarse y rascar las uñas para acicalarse. Seguramente vuestro gato tendrá varios lugares para el descanso, por tanto, tendrá que tener varios rascadores distribuidos por la casa y cerca de esos lugares de descanso, que puede ser cerca del sofá, cerca de la ventana o cerca de la cama delcuidador.

¿ Dónde NO debemos colcar el rascador? Nunca en lugares de paso, por ejemplo un pasillo o la entrada de la casa.

Rascador vertical colocado justo detrás del sofá

¿Qué hacer si tu gato NO utiliza el rascador y rasca lugares inadecuados? Antes que nada, pregúntate si el lugar donde has puesto el rascador es el adecuado, si es así revisa que sea lo suficientemente grande como para que el gato pueda estirarse y si es estable. También es importante conocer la preferencia de tu gato por el material que le gusta arañar. Puede que le guste rascar tela, cuerda, cartón, madera, etc. Igual de importante que el material es la forma del rascador, algunos gatos prefieren rascar en vertical y otros hacerlo en horizontal.

Rascador horizontal

¿ Qué hacer para que no arañe un lugar inadecuado, por ejemplo, el sofá?

Lo primero de todo será suprimir » el rascador» que el gato ha elegido, si es una silla o un objeto que se pueda mover con facilidad, bastará con cambiarlo de lugar, pero ¿qué pasa si es el sofá?, evidentemente éste no se puede quitar o cambiar de lugar, pero lo que sí podemos hacer es que resulte desagradable para el gato, limpiando la superficie y colocando cinta aislante en el lugar donde rasca. Tambíen puede ser útil envolverlo en papel de aluminio o algo que haga ruido y sea desagradable para el gato. No debemos limpiar con limpiadores que contengan lejía, ni amoníaco, ni tampoco utilizar detergentes con olores a pino o limón. Utilizaremos siempre limpiadores enzimáticos y/o alcohol. Si tras dos semanas limpiando a diario la zona el gato sigue rascando esa zona aplicar FELIWAY CLASIC SPRAY tras la limpieza.

Siempre hay que intercambiar el » rascador» que hemos suprimido por un rascador de verdad que queramos que el gato utilice. Por ejemplo, si nuestro gato araña el sofá, además de limpiar éste tal y como hemos explicado, habrá que poner un rascador cerca del sofá. Para ayudar a nuestro gato a utilizar el nuevo rascador existe en el mercado FELIWAY SCRACH que ayuda a redireccionar los arañazos del gato al nuevo rascador. Para estimular la utilización del nuevo rascador se ha de incentivar el rascado utilizando juguetes en movimiento hacia el rascador o reforzar el rascado con premios comestibles. Cada vez que el gato utilice el rascador dar alimento altamente palatable y utilizar este tipo de comida solo para recompensar el comportamiento de rascado.

El rascador ideal

Si el marcaje con las uñas está relacionado con estrés o conflicto social podemos utilizar FELIWAY CLASIC DIFUSOR o FELIWAY FRIENDS, antes de decidir por uno u otro consulta a tu veterinario de confianza.

Cuando el marcaje con arañazos está relacionado con estrés, es importante poner rascadores en zonas de escape, en las entradas o salidas de los lugares donde se esconde el gato.

Nunca se debe castigar al gato cuando araña en un lugar inadecuado, el castigo está siempre contraindicado ya que el rascado es una conducta natural en los felinos.

No debemos obligar al gato a utilizar el rascador arrastrandolo o llevandolo a la fuerza, así lo único que conseguiremos es estresarlo más. Recordemos que hemos de incentivar al gato mediante el juego o con comida para que utilice es rascador.